Presión a la Cámara de Representantes

image02Las presiones para frenar las deportaciones de los inmigrantes sin papeles son cada día más fuertes. Como en el Congreso existe un “congelamiento” para que la ley no se apruebe o no se apruebe bajo las circunstancias actuales, desde distintos medios se haya solicitado al presidente Obama que actúe por decreto ejecutivo para parar las deportaciones y los inmigrantes ilegales pueden permanecer en el país hasta tener las reglas claras en casos migratorios.

El partido demócrata que ya ha presentado una ley para una reforma migratoria intenta presionar una vez más a la Cámara de Representantes, que ahora está controlada por el partido Republicano, para que su proyecto que ya fue aprobado por el Senado tenga luz verde para ser ejecutado. Los republicanos se muestran no conformes con lo aprobado en el Senado y manifiestan que deben existir más cambios para que la ley pueda ser aprobada por la Cámara. Pronto existirán elecciones para elegir nuevos o los mismo Representantes en la Cámara y el partida republicano proyectan tener nuevamente la mayoría y además ganar el Senado que ahora controlan los demócratas.

La ley fue realizada de forma bipartidista por lo que se creyó que su aprobación seria una realidad tanto en el Senado como en la Cámara pero esta sólo fue aprobada en el Senado. Aun se intenta llegar a acuerdos pero desde que la alianza se rompió ha sido muy complicado. El partido republicano ha manifestado que siempre están dispuestos a dialogar ya que el objetivo es el beneficio del país y ambos comparten que la ley es necesaria pero, si el presidente intenta aprobar la ley o algún tema migratorio por decreto ejecutivo todo dialogo o acuerdo se paralizará por tiempo indefinido.

El presidente ha dicho a los republicanos que “congelan” la ley que escuchen a su pueblo y aprueben la ley que beneficiaría a cerca de 12 millones de indocumentados. La ley tiene un beneficio común ya que con la aprobación ya se sabrá quienes son estos sin papeles que viven “en la sombra” ya que no cuentan con identidad en el país, la economía se vería fortalecida a mediano y largo plazo con mayor recaudación de impuestos. Los republicanos indican que esos beneficios serían a muy largo plazo ya que el presupuesto del Estado aumentaría mucho con mayor número de personas que atender.

Obama Revisara las Deportaciones

1024-Obama-Immigration-Reform_full_600El presidente de los Estados Unidos Barak Obama se encuentra en una vista oficial por Corea del Sur y en su visita ha mencionado la necesidad de una reforma migratoria en su país. Habló sobre la fragilidad del sistema migratorio actual y la presión que ha ejercido sobre el Senado, de mayoría republicana, para su aprobación. También comentó el presidente que está en revisión la elevada tasa de deportaciones a inmigrantes sin papeles ya que muchos de ellos solo quieren trabajar de forma honrada, legal y sin hacer daño a nadie.

El presidente de la Cámara de Representantes también ha manifestado su apoyo al presidente con respecto a una reforma migratoria indicando que sus colegas republicanos tienen mucho miedo de aprobar leyes migratorias. Mientras sus colegas pongas trabas a leyes migratorias o no quieran legislar o debatir este tipo de leyes, será muy complicado alcanzar una reforma que puede beneficiar tanto al gobierno como a los cerca de 12 millones de indocumentados que ahora residen en el país. También manifestó que con las órdenes ejecutivas que realiza el presidente Obama, será muy complicado un cambio en las leyes. Ahora existen acuerdos establecidos como el fortalecimiento de las fronteras, en especial la frontera sur con México. También se plantea que los futuros beneficiados de la ley de migración solo sean personas que llegaron hasta el 31 de diciembre del 2011.

El principal tema donde no existe acuerdo es que los indocumentados no deben ser premiados con ciudadanía ya que han cometido un error al entrar de forma ilegal al país. Mientras los demócratas aspiran que los indocumentados con el tiempo puedan obtener la ciudadanía. Los criterios no pueden ser iguales pero lo ambos partidos están de acuerdo es que la ley debe existir ya que con eso se beneficia al país con mayor recaudación de impuestos y normalizando a las personas que no sabe quiénes son o donde están y a su vez los sin papeles podrán realizar sus trámites o reportar abusos que sufren sin temor a que cualquier acto los lleve a la deportación.

Inmigrantes sin Papeles Piden Parar Deportaciones

imUna de las promesas del presidente Obama en su segundo mandato fue realizar una ley para los inmigrantes sin papeles que residen en Estados Unidos que se calculan son 12 millones. Hasta ahora la ley está en un punto muerto en el Senado pero lo que si se mantiene son las deportaciones para los sin papeles.

Por esa razón miles de manifestante han salido a solicitar al presidente que frene las deportaciones bajo la frase “Ni uno más”. Los manifestantes piden que mientras no exista un acuerdo para la futura ley de migración las deportaciones no ocurran. Se estima que estos últimos años ha existido un record en las deportaciones sobrepasando los dos millones, la mayor parte de los deportados provienen de América Central en especial de México.

La manifestación empezó con una marcha que tuvo como lugar final de concentración los exteriores de la Casa Blanca. Existían diversos criterios del porque aún no existe la ley de migración, pero la gran mayoría de los manifestantes consideran que el presidente Obama la está impulsando pero mientras en congreso ponga trabas, la ley nunca sucederá por eso su marcha es para apoyar al presidente y meter presión al congreso. Otros en cambio piden que el presidente Obama “de la cara” ante una promesa que no ha cumplido.

Los manifestantes de todo el país han solicitado al presidente se aplique la “Acción Diferida” que no permite la deportación a jóvenes inmigrantes sin papeles. Por ahora esa acción solo aplica bajo ciertos criterios lo cual no consideran justo el resto de sin papeles que consideran tener los mismos derechos. Por ahora la ley se encuentra congelada en el congreso ya que no existe un solo criterio a pesar que esta ley fue bipartidista, además factores externos como la problemática en Rusia ha desviado un poco la atención. Se espera tener un camino claro a la ley hasta antes del receso de verano ya que si sucede su debate quedaría hasta segunda orden.